Cantabria en 9 vías ferratas

Para los menos conocedores de esta actividad al aire libre, que cada vez tiene más adeptos, empezaremos por explicaros que es eso de las Vías Ferratas. Pues bien, son recorridos tanto verticales como horizontales equipados con clavos, grapas, presas, pasamanos, cadenas, puentes colgantes y tirolinas, permiten al viajero llegar a zonas de difícil acceso. Estas instalaciones ofrecen al visitante la posibilidad de iniciarse en la práctica de la escalada deportiva y disfrutar en familia o individualmente.

Cantabria tiene actualmente nueve vías ferratas ubicadas en Liébana, la zona del Asón y en Valles Pasiegos. ¿Quieres conocerlas? Pues acompáñanos.

Vía ferrata de La Hermida

Comenzamos con la primera vía ferrata de Liébana. Los especialistas proponen en este entorno cinco recorridos y dos barrancos, desde dificultad media hasta dificultad alta. Esta vía ferrata, con once años de vida, tiene una gran afluencia de público y es una de las más visitadas de la región.